jueves, 21 de agosto de 2008

VERANO 2008. LA SOLEDAD ES MUY ABURRIDA

Surfeo entre oceanos de almas que se auto-admiran. Hablan de si mismos y de si mismas. El resto de almas murmullan parecidas vivencias en una gran orgia de sonrisas sin sexo. Todo es noche, todo es libertad, todo es soledad en las noches de almas sin cuerpos que sulfatan los bornes de mis cojones amarillos.

Los solitarios y las solitarias se juntan para dejar de serlo. Resulta mortalmente aburrido. La soledad se cuenta a si misma en un bucle infinito. Se regodea en si misma y disfruta curándose para enfermar nuevamente con la paciencia del que sabe finito y bebe para olvidar y tal vez, follar.

Las miradas ya no significan nada. No son poesias. No son novelas. No son. Solo led parpadeantes de recuerdos infantiles y futuros suicidios. Pero hay miles. Todos se miran. El universo se mira. Las estrellas me miran. Tambien soy un led parpadeante. Una sombra creada por el Xenon de un Mercedes Benz clase E 320. Los miembros utilitarios no tienen sombras porque no tienen Xenon.

Ya somos amigos... la mar y yo. Nado hasta la boya y alli floto mirando hacia abajo o hacia arriba. El tiempo pasa. No estoy sólo. La boya flota conmigo. Pajearse mientras flotas resulta complicado y aburrido.

Una rubia ha pasado a mi lado mientras bebia... me ha besado con lengua y me ha pasado una pirula boca a boca... me he sentado con unas servilletas de papel y un lapiz de labios... y salen escritos y puras mierdas de cucarachas que encerramos en un limbo virtual sinsentidos...

Estas buena... estas sóla... estas aburrida. Si me acercas a tus olvidos yo prometo marcharme sin hacerte ruido pero dejándote lleno el cajon del semen.

Me encanta el verano... Llevo 20 dias empalmao.


2 comentarios:

Belén dijo...

Veo que el mar puede ser cucaracha eh?

Besos

sinsol dijo...

Esta claro que la mar y el verano sientan stupendamente a tu inspiración.

Mucho y bueno

besos

no existen las almas y tampoco todo el mundo tiene mirada, pero como estas tremendamente generosa y poética, cucaracha, pues vale.